Tonificar

Compartir

Definiendo Objetivos

“Solo quiero bajar de peso y tonificar”...

Es la expresión de un concepto que abunda en el universo del Fitness.  Pero, ¿es posible tonificar, sin la consecuente formación de masa muscular producto del ejercicio?

 

Si quisiéramos sustentar el término tonificar, nos tocaría mencionar a la “ganancia muscular” y la “perdida de grasa, ya que estos dos factores inciden directamente en cómo luce el cuerpo.

Incluso el grado de elasticidad influiría sobre este concepto.

Siendo un magazine que se centra en el aspecto científico del fitness, el equipo editorial se embarcó en la tarea de investigar sobre qué es realmente “tonificar” el cuerpo y si, en efecto, existe un concreto análisis sobre el tema.

Luego de tan controvertida investigación, concluimos con algunos estudios que apuntan a abordar el concepto con base científica y definen al tono muscular como un estado o capacidad de contracción.

Es una tensión músculo esquelética pasiva continua, y la responsable de nuestra postura.  

 

¿El objetivo que nos planteamos? Aprovechar todo el potencial que ofrecen los diversos elementos del ejercicio, que desencadenan la máxima adaptación física.

La afirmación “Solo quiero bajar de peso y tonificar”, abre la oportunidad de oro para preguntarse: ¿es realmente esto lo que desea la persona que lo afirma?

masa muscular pesas y músculo

¿Podríamos estar ante la barrera que pone el individuo para no sobrepasar la zona de confort? ¿O es quizás una medida del crecimiento muscular, su capacidad y la pérdida de grasa, lo que busca como meta?

En el Fitness, los resultados solo llevan por un camino y este es relativo al esfuerzo invertido.

 

El mito parece estar en el cliché del “entrenamiento pesado”, que es además una medida relativa personal; El crecimiento muscular no necesariamente representa a la figura humana del bodybuilder, quien hace un régimen de entrenamiento pesado muy específico y con el objetivo de esculpir la masa volumétrica de los músculos de su cuerpo.

(En algún momento abordaremos las diferencias entre tipos de fibras musculares y tipos de ejercicio).

 

De manera que es importante conocer lo que hay detrás de nuestro objetivo personal:

  • ¿Quemar grasa y definir la musculatura?
  • ¿Tener más potencia o velocidad?
  • ¿Lucir más delgado y fuerte?
  • ¿Lucir más musculoso, fuerte y pesado?
  • ¿Mejorar el desempeño en un deporte o hobby?
  • ¿Sentirse con mayor vitalidad, energía y liberar estrés?
  • ¿Tener mejor condición física y claridad mental para rendir en el trabajo o familia?

Lo importante es definir un objetivo y dar el máximo para conseguirlo.

Te recomendamos revisar a profundidad tu objetivo prioritario, salir de tu zona de confort y experimentar todo el potencial que ofrece la gran gama de ejercicios que existen, desde levantar pesos que sean elevados para ti bajo la correcta supervisión de un entrenador, la versatilidad de los ejercicios funcionales, la intensidad del HIIT, incluyendo también a la movilidad y gimnasia u otro deporte, entre tantos, seguro encontrarás el de tu preferencia.

 

Cada una de estas modalidades aporta importantes beneficios tanto a músculos, sistema nervioso, hasta el endocrino, quien es el encargado de crear importantes hormonas, potenciar sus efectos y beneficios.

Ciertamente diferentes tipos de ejercicio inciden de manera diferente en tu apariencia física, si el caso es solo correr o montar bicicleta por ejemplo, la ganancia muscular probablemente va ser muy poca y con el tiempo, se va a perder masa muscular.

¿Nuestra recomendación?

No permitas que tu elección basada solo en la apariencia física, te limite;

Elige el ejercicio que más beneficios aporte para tu salud y felicidad, que al final, esto te hará rendir mejor ¡Y te sorprenderá ver como los resultados vendrán por consecuencia!


Compartir

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *